Polémica por comercios extranjeros en Crespo: “Tenemos que sacarnos el enano fascista”

287

Así lo indicó Aldo Bachetti de Apyme. Pero quien dejó en claro la postura del Estado entrerriano fue el ministro Bahl: “En la actividad comercial no hay ideologías, se tiene que desarrollar reñida a las normas”.e_1408961763Tras la polémica por la instalación de comercios chinos y bolivianos en Crespo, Aldo Bachetti, integrante de la Asamblea de Pequeños y Medianos Empresarios -Apyme- de Entre Ríos, emitió su opinión luego de que los comerciantes de Crespo se presentaran ante el municipio para discutir la instalación de locales chinos y bolivianos.

“Tenemos que sacarnos ese enano fascista que todos tenemos adentro para ver que no tenemos que discriminar. El verdadero enemigo son las grandes empresas que exprimen un pueblo y se llevan toda la plata, incluso fuera del país”, subrayó.

El empresario consideró que los comercios de extranjeros “son un negocio más“. En relación a las críticas por los precios que manejan, argumentó: “Los comercios tienen que agruparse en clubes de compra. Los chinos hacen eso: compran en comunidad y tienen buenos precios“. Por el contrario, apuntó a las multinacionales: “Hoy se llevan todo, no generan empleo, no compran producción local y no pagan impuestos como corresponde”.

Respecto a las “conductas xenófobas” que advirtieron algunos, Bachetti rememoró: “En la zona en que vivimos, hace 100 años vinieron comerciantes alemanes, árabes, italianos, gallegos. Muchos somos nuevas generaciones de aquellos inmigrantes”.

Por otra parte, sobre otros cuestionamientos a los comercios de origen asiático, indicó: “Hay mitos de que no son adictos a la limpieza. Si es así, es un problema de bromatología de cada ciudad”. Finalmente, propuso: “Yo apuntaría a organizarnos como comercio local y competir con ellos“, reprodujo Elonce.com

Bahl también opinó sobre la actividad comercial en Crespo

En su paso por Crespo, el Ministro de Gobierno Adán Bahl, fue contundente al reflejar la postura del Estado entrerriano frente a los conflictos entre comerciantes locales y extranjeros. Varias localidades de la costa del Paraná están por estos días buscando una convivencia pacífica en el rubro, tras el desembarco de chinos y bolivianos, que decidieron ejercer la comercialización en esta región. En la actividad comercial no hay ideologías, se tiene que desarrollar reñida a las normas”, sostuvo el funcionario, durante un diálogo mantenido con FM Estación Plus.

Haciendo referencia a lo establecido por la Constitución Nacional y los derechos que le asisten a las partes, Bahl afirmó que “cualquier persona que esté en Argentina y se ajuste a la normativa legal para ejercer el comercio, no debería tener ningún inconveniente en su iniciación y en seguir adelante”.

“Si hay una competencia desleal, se van a alzar voces”, expresó el ministro, al tiempo que aseguró que los controles establecidos evitan dichas situaciones. “Dentro del marco constitucional, cada municipio tiene una normativa relativa a los procesos de habilitaciones. La ley es pareja y debe ser cumplida por todos de la misma manera, sin importar la nacionalidad. Mientras se cumpla con la normativa legal, con la factura de origen, la calidad bromatológica, los empleados registrados, estaríamos en igualdad de condiciones y en ese escenario no hay quien se pueda oponer”, concluyó.

COMENTÁ LA NOTA