Compartilo:

La obra de la Estación Transformadora Gran Paraná, ubicada a 10 kilómetros de la zona urbana de la capital provincial, presenta un 35 por ciento de avance. Se trata de una obra estratégica para el desarrollo energético de la provincia ya que, una vez terminada, Entre Ríos dejará de depender de la toma de energía que hoy se hace desde Santo Tomé, en la provincia de Santa Fe. Su finalización está prevista para febrero de 2015 y el monto de inversión es de 600 millones de pesos. Esta Estación Transformador de 500 kv brindará confiabilidad y seguridad a la costa oeste de la provincia.

P

La obra es realizada bajo la supervisión de Enersa, con financiamiento del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y, una vez terminada, Entre Ríos dejará de depender de la toma de energía que hoy se hace desde Santo Tomé, en la provincia de Santa Fe.

Está previsto que la obra finalice en febrero de 2015. Con la entrada en servicio de esta estación se dará solución de abastecimiento eléctrico a la provincia de Entre Ríos, específicamente la zona oeste, y parte de Santa Fe (capital y alrededores), dando mayor seguridad a estas zonas al mejorar el transporte en el sistema de extra alta tensión.

Está pensada con un horizonte de 20 años. En esta proyección involucra el abastecimiento de más de 1 millón de habitantes.

Más seguridad y sustentabilidad

La nueva estación otorgará mayor sustentabilidad y seguridad a la demanda del consumo de energía, que en la provincia está por encima de la media nacional. Todo esto, la estación transformadora, las líneas de 132, más tres obras importantes que hay en ejecución, como la estación de Concepción del Uruguay, las líneas de Colonia Elía a Concepción del Uruguay y la línea de Gualeguay a Galarza, le brindan mayor seguridad al sistema energético de la provincia.

“Dará previsibilidad y confiabilidad el sistema en toda la zona oeste de la provincia de Entre Ríos, y con esta estación se mejorará el servicio con otras tres más de la provincia del sistema de 500Kv. Es decir, se tendrá la de Salto Grande , Colonia Elías y la de Paraná , y de algún modo, ésta reemplazará la planta de Santa Tomé. Esto es importante porque la transformación se realizará en Paraná y luego se enviaría el excedente a Santa Fe”, explicó el secretario de Energía de la provincia, Raúl Arroyo.

Respecto a la obra, Arroyo aseguró que “en 2015 se concluirá la obra que consiste en una estación transformadora de 500Kv, y paralelamente la de rebaje de 500 a 132 Kv, y de ahí distribuye 132 a todo el sistema de transporte de Entre Ríos”.

El funcionario agregó: “Gracias a todas inversiones en el sistema eléctrico provincial, Entre Ríos no ha tenido inconvenientes en todo lo que sea suministro eléctrico en los momentos de mayor demanda en estos últimos seis años. La provincia viene acompañando con estas obras el crecimiento de la demanda del sector residencial y productivo, lo que nos ha permitido pasar todos los últimos años sin inconvenientes mayores en el sistema eléctrico en comparación con lo que ha sucedido en otras provincias”.

El secretario de Energía precisó que en esta planta trabaja la firma ABB, mientras que Enersa fue designado como ejecutor de la obra. En ese sentido, el funcionario indicó que “hay una contraparte de la provincia que asume con fondos propios en el marco de este crédito Banco Interamericano de Desarrollo (BID) “.

Destacó además que, “cuando esta obra llegue al 50 por ciento de ejecución, se iniciará otra obra que está dentro del mismo financiamiento BID que es el cierre norte”.

Compartilo:

COMENTÁ LA NOTA