Islas del Ibicuy: productores piden soluciones por los campos inundados

329

Fue en el marco de una reunión del Consejo regulador de fuentes de agua. Dijeron que la reunión para tratar las inundaciones llegó tarde y que la emergencia ganadera no alcanza. Prometen reasignar fondos para obras.o_1402708121

Luego de “una dilatada e injustificada demora”, según cuestionaron desde la filial Delta de Federación agraria argentina, se llevó a cabo una reunión del Consejo regulador de Fuentes de Agua de Entre Ríos (Corufa) con la participación de autoridades de la propia FAA (Jorge Temporetti) y de la Sociedad Rural de Islas del Ibicuy (Armando Cadoppi), como también de representantes del gobierno provincial como el director de Hidráulica, Cristian Gietz.

Temporetti manifestó que la declaración de emergencia ganadera dispuesta por el gobierno “es absolutamente insuficiente, ya que en todo caso, por ejemplo, posterga el pago de impuestos, cuando los campos están absolutamente improductivos”.

Asimismo, resaltó que tal vez “si esta reunión se hubiera hecho en Febrero, cuando ya los hechos eran evidentes, se hubieran evitado muchos daños y perjuicios que sufre el isleño”. El dirigente federado pidió “que se diferencie la situación de los campos inundados de los que están protegidos por enormes diques que tapan los cauces y no padecen la inundación”.

Por su parte, Cadopi señaló “el enorme malestar que crece” en los productores de la zona damnificada, solicitando “medidas concretas y urgentes para aliviar la grave situación”, ya que en las reuniones se hacen “planteos de acción directa si no hay respuestas”.

Mencionó específicamente la obra de limpieza del Sagastume, que el propio Grietz describiera como “limpiar un cauce limpio” como ejemplo “de dispendio de recursos, de favoritismo del estado que puede disponer de un fondo de 35 millones de pesos para hacer una obra que en todo caso favorece a dos privados y no puede disponer de recursos para recuperar la capacidad de los cauces hoy cerrados por rutas y diques hechos sin control”.

Grietz, a su turno, expresó que esos fondos van a ser reorientados y que se negocia con la empresa adjudicataria por los cambios que significa ya que hasta se han firmado los contratos y que la declaración de emergencia permite disponer de partidas de hasta $ 300.000 para pequeñas obras, que se está estudiando “cómo hacerlas rápidamente con contratación directa en lugares claves de ríos y arroyos hoy cerrados para mejorar el drenaje de la región”.

COMENTÁ LA NOTA